MS PACMAN. El brutal crimen a Alejandra Ico Chub. +18

***CONTENIDO GRAFICO*** (Se recomienda discreción). 
Fotografías con fines informativos y educativos.

La noche del lunes 29 de octubre de 2018, en la aldea La Isla del Norte en San Miguel, localizada a 45 minutos de la cabecera municipal de Chisec, Alta Verapaz, Guatemala, una serie de ruidos extraños llamaron la atención de un grupo de vecinos de la zona. Quienes al acercarse al lugar de procedencia de lo que parecían ser gemidos, se llevaron una horrible sorpresa al encontrar a su vecina Alejandra Ico Chub, mutilada y con el rostro partido por la mitad, pero aun con vida.



La vivienda estaba repleta de sangre. Alejandra se encontraba acostada en su cama gimiendo de dolor, con las manos cercenadas y su rostro partido por la mitad, con la parte superior de su cabeza casi desprendida por completo.

El responsable del macabro crimen había sido su pareja, quien le cortó las manos y le partió el rostro con un machete. Ella en sus últimos intentos por vivir se quejaba del dolor. Movía sus piernas, y con la cabeza y los ojos trataba de decir algo. Todo quedó grabado en un par de videos que tomaron los vecinos de Alejandra y que se viralizaron en las redes sociales. En estos, se puede escuchar a una mujer que llora de manera desgarradora al ver a la víctima.

Alejandra Ico Chub


Debido a la localización del lugar, la ayuda de los socorristas era casi imposible. Según vecinos, Alejandra agonizó por más de 30 minutos, sin que nadie pudiera hacer algo para ayudarla, hasta que finalmente pereció.

Durante casi cuatro días el asesino estuvo prófugo. Sin embargo, fue capturado el día jueves posterior en la aldea Las Muñecas, Ixcán, Quiché, cuando trataba de huir con rumbo a México. Con voz fría y sin ningún remordimiento, Mario Tut Ical confesó el crimen y trató de justificarlo culpando a Alejandra de infidelidad. Según el hombre, su pareja había indicado que iría a casa de su hermana a ver televisión, pero supuestamente la vio bajar de un camión. "Yo estaba bravo", manifestó.

Mario Tut Ical


También trató de culpar a Alejandra asegurando que ella lo celaba con una vecina a quien él debía inyectar de manera constante. El hombre aseguró que no consume bebidas alcohólicas ni drogas y que lo hizo cegado por los celos.

Luego de ser capturado, Tut Ical fue llevado a los tribunales de justicia donde inició un proceso legal por femicidio. Según las penas establecidas en la Ley contra el Femicidio y otras formas de Violencia contra la Mujer, las penas por este delito van de 25 a 50 años de prisión y no se goza de ninguna medida sustitutiva.

Por obvias razones, MS Pacman proviene de la brutal herida que recibió Alejandra en el rostro.







Testimonio de Mario Tut Ical:

E. NYGMA

Escritor y fundador de ZD TERROR. Amante de lo macabro y oscuro, de lo absurdo y del humor negro. Influenciado por artistas tales como Stephen King, Edgar Allan Poe, Darren Bousman, Rob Zombie, James Wan, Marian Dora, David Lynch, Quentin Tarantino, Christopher Nolan, Zack Snyder, entre otros. Futuro cineasta.

1 Comentarios

Artículo Anterior Artículo Siguiente

OVNI (Pulsa sobre el anuncio)